El virot petit o pardela balear es una especie de ave marina que habita en el Mediterráneo pero que únicamente cría en las Islas Baleares. Esta peculiaridad unida a las alteraciones de sus reducidas zonas de procreación ha provocado que el virot se encuentre en riesgo crítico de extinción, siendo el ave más amenazada de toda Europa.

Agentes de Medio Ambiente han realizado recientemente una prospección exhaustiva de la zona de Es Vedrá y los islotes de poniente para localizar y confirmar la nidificación de esta especie en la zona. Y el resultado ha sido muy positivo.

Los agentes han confirmado que, como mínimo, 10 parejas de virot petit han puesto su nido en el islote de Es Vedranell. Para los que no lo conozcáis, es el islote que se sitúa entre la costa de Ibiza y el islote de Es Vedrá. En esta segunda isla, la de Es Vedrá, no se ha podido concretar el número de nidos por lo dificultoso que resulta el terreno. Sin embargo, Medio Ambiente informa sobre la existencia de excrementos frescos en la zona que confirmarían su presencia.

Desde el año 1991 no había datos actualizados sobre el virot petit, cuando se estimó una población de 10 parejas de aves en Es Vedranell y 50 en Es Vedrá.