Si hay un lugar en Formentera desde el cual poder obtener una visión y una fotografía panorámica de gran parte de la isla, ese es el mirador de Formentera. Un lugar de visita obligatoria para todos aquellos que descubren la isla por primera vez.

Formentera es una isla de poca altitud, excepto en su zona sureste. El pueblo de La Mola es el lugar más elevado de Formentera, situándose a 192 metros sobre el nivel del mar. Tomando la carretera que asciende desde Es Caló de Sant Agustí hasta La Mola, poco antes de llegar a la cina, encontraremos un restaurante llamado El Mirador. Aquí podremos aparcar nuestro coche o moto de alquiler y contemplar las inmejorables vistas de la zona de poniente de Formentera. Además, podrás tomar una bebida o comer con las mejores vistas de toda la isla.

Desde el mirador podrás contemplar toda la costa norte y sur de la isla: la playa de Migjorn, Es Caló, Es Pujols y toda la carretera rodeada de campo que atraviesa la isla de norte a sur.

Hay dos momentos clave para visitar el mirador. Los días de viento, es curioso ver cómo a un lado de la isla el mar está agitado, mientras que al otro lado permanece en calma al estar más resguardado. Otro, momento es el atardecer. Ver cómo el sol se marcha dejando en el horizonte un color rojizo digno de la mejor de las fotografías.