Formentera es una isla situada en pleno Mediterráneo que destaca por sus entornos naturales pero, sobre todo, por sus espectaculares playas y calas. Las cristalinas aguas de nuestras costas son un reclamo para centenares de turistas que nos visitan año tras año.

Sin embargo, la playa y sobre todo la arena, no son siempre del gusto de todo el mundo y a veces apetece darse un chapuzón en la piscina. Eso, o practicar un poco de deporte nadando sin la molestia de las olas.

Si es tu caso, que sepas que en Formentera también tienes la opción de nadar en piscina aunque tu alojamiento no disponga de ella. Y es que, en el Centro Polideportivo Antoni Blanc puedes encontrar la piscina municipal de Formentera.

Se trata de una piscina cubierta separada por calles para la práctica de la natación, el waterpolo o la natación sincronizada. Y es que Formentera cuenta en estas instalaciones con su club de natación al que también puedes inscribirte si tu estancia es prolongada en la isla.